jueves, 28 de junio de 2007

Interviene Congreso en caso Valsequillo

Reforma, estados / 28 de junio 2007
Claudia Guerrero

La Comisión Permanente del Congreso de la Unión demandó ayer a las autoridades federales y de los estados de Puebla y Tlaxcala sancionar a los presuntos responsables de la contaminación que se registra en la presa Manuel Ávila Camacho, ubicada en Valsequillo.

Luego de las denuncias de malformaciones y enfermedades, documentadas por REFORMA, los legisladores panistas exhortaron al titular de la Secretaría de Salud, José Ángel Córdova Villalobos, y a los mandatarios de las dos entidades a rendir un informe sobre el tipo de daños causados por la contaminación de dicho acuífero.

"Se exhorta al Secretario de Medio Ambiente, a la Profepa y a los Gobernadores de los estados de Puebla y Tlaxcala a que rindan un informe sobre el tipo de contaminante existente en la presa Manuel Ávila Camacho y las consecuencias de dicha contaminación provocadas en la población de los habitantes de la zona, la flora y fauna del lugar", demandaron.

El dictamen de la Tercera Comisión de la Permanente -que fue impulsado por los diputados panistas Violeta Lagunas y Francisco Domínguez- señala que luego de las denuncias realizadas sobre la contaminación de plomo en la presa, diversas autoridades federales, estatales y municipales lo han reconocido, pero con información contradictoria.

"En los últimos 20 días ha causado alarma a la población el hecho de que el diario REFORMA diera a conocer que Antonio Valdez, investigador de la Universidad Autónoma de Puebla (UAP), manifestara que en una población colindante al lago de Valsequillo, San José Tejaluca, se detectó a 50 pequeños con altos niveles de plomo en la sangre.

"Además de deficiencias congénitas en manos y pies, con seis dedos en cada extremidad, labio leporino y paladar hendido, debido a la contaminación de esta presa. La UAP realizará otro estudio para fijar una postura", se agrega.
Publicar un comentario