domingo, 27 de enero de 2008

Requiere Cutzamala más reparaciones

Reforma.com
Cerca de 90 trabajadores, sin detenerse desde el viernes, a las 6 de la mañana, sustituyen un tubo del acueducto Cutzamala.
Foto: Miguel Fuantos


Sustituye Conagua un tubo de 15 metros; prevén terminar este domingo

Iván Sosa

Ciudad de México (27 de enero de 2008).- El
Sistema Cutzamala requiere reparaciones mayores para evitar que las
interrupciones en el abastecimiento de 25 por ciento del agua potable
consumida en la Ciudad de México, sean más frecuentes, advirtió la
Comisión Nacional del Agua (Conagua).

"Es necesario atender
entre 60 y 70 puntos que requieren mantenimiento, antes de que una
avería se nos complique", expuso el director del Organismo de Cuenca
del Valle de México, Efrén Villalón.

El funcionario supervisó la
sustitución de un tubo de 15 metros del acueducto que traslada el agua
en bloque a lo largo de 120 kilómetros al Valle de México, lo cual
provocó una reducción del caudal enviado.

Villalón hizo
énfasis en que en mayo próximo el Cutzamala cumplirá 26 años en
operación, con una infraestructura que demanda renovación.

Y agregó que recibieron menos presupuesto del requerido.

"Solicitamos
un presupuesto de 880 millones de pesos para mantenimiento y
modernización, pero el Congreso de la Unión sólo aprobó 206 millones y
estamos en espera de que nos autoricen mayores recursos para llevar a
cabo estas reparaciones en el curso del año", apuntó Villalón.

"Es
urgente también realizar un reordenamiento, porque la presión del
crecimiento urbano afecta ya al Cutzamala, con asentamientos
irregulares, árboles con raíces que pueden dañar el acueducto,
movimientos geológicos, los equipos de operación tienen una vida útil
definida", añadió el director de Agua Potable del organismo de Cuenca,
Antonio Gutiérrez.

A 4 kilómetros del tranquilo poblado de San
Pablo Autopan, en el Estado de México, una operación de ingeniería es
llevada a cabo por 90 trabajadores que, sin detenerse desde el viernes,
a las 6 de la mañana, sustituyen un tubo del acueducto Cutzamala, en
una tarea que mantiene a la Ciudad de México y al Estado de México con
escasez de agua.

Al pie del Cerro de Pericos, a un kilómetro de
la autopista Toluca-Atlacomulco, en un paraje a campo abierto, el
equipo de la Comisión Nacional del Agua reemplaza un tramo de 15 metros
del acueducto, el cual amenazaba con fracturarse.

En el centro
de esos 15 metros, explicó Villalón, la empresa contratada para evaluar
habitualmente el estado de la tubería subterránea, detectó una falla.

Con
pruebas de resonancia, campos eléctricos y magnéticos detectados por
sondas colocadas entre dos puntos, en plena dinámica hidráulica dentro
del acueducto, es verificada la funcionalidad del tubo que a lo largo
de 120 kilómetros transporta agua para la metrópoli.

"Las
espiras de acero que revisten el tubo de un diámetro de 2.10 metros se
encontraban expuestas, vencidas por 25 años de uso; el miércoles
tomamos la decisión de hacer la reparación de inmediato, antes de que
una ruptura", narró Villalón.

Los funcionarios de Conagua prevén terminar hoy con los trabajos.

"Un turno duerme mientras otro descansa, pero la reparación no descansa ni un minuto", comentó el ingeniero Gutiérrez.

Un
campamento con cobijas para dormir y algunos trastos para comer
alimentos comprados en poblados cercanos, permanece a un lado de la
obra.

Sin percatarse de la importancia de la obra realizada en
el paraje de El Cajón, los habitantes de San Pablo Autopan pasearon
ayer, como todas las tardes, en el kiosco del pueblo.


Powered by ScribeFire.

Publicar un comentario